Economía

Los precios al consumidor subieron en un 0,42% en mayo

La Razón / Junio 06, 2014

  

El Índice de Precios al Consumidor (IPC) registró en mayo del presente una variación porcentual de 0,42%, con lo que la inflación en la economía de los bolivianos del año llegó a 1,82%, informó el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Los precios de la papa, cebolla, servicio de trabajadora del hogar, carne de res con hueso y sin hueso son los que presentaron mayor incidencia positiva en mayo. Por el contrario, el producto que tuvo el mayor decremento de precios fue el tomate.

Datos

El precio de la papa subió en 12,48%; el de la cebolla, 15,78%; el servicio de trabajadora del hogar, 2,74%; carne de res con hueso, 1,67%; carne de res sin hueso, 1,05%; lechuga, 6,79%; arveja, 4,17%, y el precio del alquiler de la vivienda, en 0,39%.

Por el contrario, el valor de venta del tomate descendió 13,82%; asimismo, la mandarina bajó 14,36%; zanahoria, 5,22%; naranja, 7,27%, y la carne de pollo (entero), 1,09%.

Las divisiones estadísticas con mayor incidencia positiva en el IPC, en mayo, fueron alimentos y bebidas no alcohólicas; muebles, bienes y servicios domésticos, y vivienda y servicios básicos.

El incremento de los precios de los alimentos y bebidas no alcohólicas fue de 0,75%; de muebles, bienes y servicios domésticos, 0,81%, y de vivienda y servicios básicos, 0,46%. Éstos incidieron en el IPC en 0,24%, 0,06% y 0,05%, respectivamente.

Bolivia: Índice de Precios al Consumidor (2013-2014)

IPC mayo

Fuente: Instituto Nacional de Estadística

¿Qué es el IPC?

El IPC es un indicador que sirve para calcular la variación que se registra en los precios, no sólo de un mes a otro, sino a lo largo de varios períodos, de un conjunto de bienes y servicios que conforman una canasta familiar. Este indicador sólo mide los cambios producidos en los precios y de ninguna manera las modificaciones que se puedan dar en las cantidades consumidas, gustos o ingresos de los hogares y mucho menos, los cambios en la calidad de los artículos que se ofrecen en el mercado.

Para que el IPC sea comparable entre períodos, es importante que la cantidad de cada uno de los artículos sea la misma que la del período en el que se inicia el cálculo, llamado período base. Esto determina que el peso o importancia que tiene cada uno de los bienes y servicios en la Canasta Familiar se mantenga fija, hasta que se realice una nueva encuesta a los hogares y se determine otra canasta.

Algunos economistas ya se han pronunciado al respecto sugiriendo una nueva encuesta de hogares ante el cambio de la economía boliviana en los últimos 10 años.

 

Comentar