Economía

Comexa logró las mejores ventas en la Fipaz

Página Siete / octubre 19, 2016

lidita

Comexa, la compañía operadora en comercio exterior y aduanas, alcanzó uno de los mejores niveles de venta en la Feria Internacional de La Paz (FIPAZ) 2016. De acuerdo a los ejecutivos de la compañía, lograron más de 200 mil bolivianos en la comercialización de sus productos en los 11 días de feria.

La calidad de nuestros productos despertaron una gran demanda de la población que llegó a la FIPAZ 2016. De acuerdo a la evaluación que hizo la feria, somos los expositores que alcanzaron los mayores niveles de ventas en la categoría alimentos”, informó el gerente general de Comexa, Eynar Viscarra.

Comexa es una empresa que se dedica a la importación y distribución masiva de productos alimenticios, de higiene personal y limpieza. La marca de sardinas y atunes Lidita, los pañales, toallas húmedas de limpieza Nikky y las golosinas Big Bon son algunas de las marcas de las cuales Comexa tiene representación para Bolivia.

“Tenemos cientos de productos, entre golosinas, como los chupetes Big Bon, bombones de primera calidad. También distribuimos la prestigiosa marca Lidita y otras que gozan de gran prestigio.

Somos los distribuidores de esos productos entre los comerciantes mayoristas”, dice Eynar Viscarra.

Pero Comexa no sólo se dedica a la importación de marcas reconocidas de alimentos, productos de limpieza y de higiene personal, sino que trabaja en un proyecto de producción de alimentos en Bolivia.

Posicionarnos 100% con marcas propias para que a mediano plazo, implementemos la fabricación de productos propios, compitiendo en precios con las transnacionales”, dice Viscarra.

El ejecutivo añade que Comexa está interesada en brindar asesoramiento a los productores bolivianos de alimentos para que puedan optimizar su producción. “Nuestro objetivo es construir una planta procesadora de enlatados”, añade Viscarra.

Etiqueta: \



Comentar

Nombre *


Email *


Comentario *

Los datos que están marcados con un asterisco (*) son obligatorios, por lo que no puede dejarlos sin contestar.